Guía para la implantación de la ISO 22000 en una pequeña empresa

¿No tienes tiempo para construir los documentos del Sistema de Gestión?

Kit de Certificación ISO 22000:2018

Kit de Certificación ISO 9001:2015

Kit de Certificación ISO 27001:2013

El tamaño no importa cuando se trata de transformar tu pequeña empresa en un referente de seguridad alimentaria con la implantación de la ISO 22000.

 

Este estándar internacional es tu pasaporte para garantizar la calidad de tus productos y conquistar la confianza de tus clientes.

 

Aunque las expectativas son las mismas para empresas de todos los tamaños, las pequeñas empresas a menudo enfrentan desafíos únicos en términos de recursos y estructura.

 

¿Quieres implementar la ISO 22000, pero eres una pequeña empresa y no sabes por donde empezar? Sigue leyendo para conocer la guía paso a paso que te permitirá cumplir tu objetivo.

 

¡Empecemos!

¿Cuáles son los requisitos de la ISO 22000 para una pequeña empresa?

Como sabes, la ISO 22000 es una norma internacional que establece los requisitos para un Sistema de Gestión de la Seguridad Alimentaria. Su objetivo es garantizar la producción de alimentos seguros y de alta calidad en toda la cadena de suministro, desde el productor hasta el consumidor final.

 

Aunque la norma se aplica a organizaciones de cualquier tamaño, en esta oportunidad nos centraremos en cómo funciona para una pequeña empresa. En este sentido, los requisitos que debes tener en cuenta son:

 

👉 Compromiso de la dirección

 

La alta dirección debe demostrar su compromiso con el SGSA y asegurar la disponibilidad de recursos para su implementación y mantenimiento.

 

👉 Política de seguridad alimentaria

 

Tu empresa debe establecer, documentar y comunicar una política de seguridad alimentaria que refleje su compromiso con la producción segura de alimentos.

 

👉 Planificación del SGSA

 

También debes la implementación, mantenimiento y mejora continua del sistema, incluyendo la identificación de riesgos y la determinación de los controles necesarios.

 

👉 Programas de prerrequisitos (PRP)

 

Es necesario implementar programas de prerrequisitos adecuados para controlar los riesgos de contaminación y asegurar la higiene en todas las etapas de producción, manipulación y almacenamiento de alimentos.

 

👉 Análisis de peligros y puntos críticos de control (HACCP)

 

Debes realizar un análisis de peligros, identificar los puntos críticos de control y establecer sistemas de monitoreo, verificación y acción correctiva para controlar estos puntos.

 

👉 Rastreabilidad

 

Es requisito implementar un sistema de rastreabilidad que permita identificar y localizar los productos a lo largo de toda la cadena de suministro.

 

👉 Control de productos no conformes

 

Debes establecer procedimientos para la identificación, segregación y tratamiento de productos no conformes.

 

👉 Validación, verificación y mejora del SGSA

 

Es indispensable validar y verificar periódicamente la eficacia de tu SGSA, identificar oportunidades de mejora y tomar acciones correctivas y preventivas cuando sea necesario.

 

👉 Formación y competencia del personal

 

Se debe asegurar que todo el personal involucrado en la manipulación de alimentos tenga la formación y competencia necesarias para garantizar la seguridad alimentaria.

 

👉 Comunicación

 

Tendrás que establecer mecanismos de comunicación interna y externa relacionados con la seguridad alimentaria, incluyendo la comunicación con proveedores, clientes y autoridades competentes.

 

👉 Documentación y control de documentos

 

 Finalmente, hay que mantener un sistema de documentación y control de documentos que garantice la accesibilidad, actualización y revisión periódica de los documentos relacionados con el SGSA.

✅ Compromete a la dirección

 

Todo comienza con el compromiso de la alta dirección. La ISO 22000 requiere una dedicación absoluta y un liderazgo sólido para guiar tu negocio hacia la excelencia en seguridad alimentaria.

 

Asegúrate de que los líderes de la organización comprendan y respalden la importancia de este proceso.

 

✅ Analiza la situación actual

 

Antes de sumergirte en la implementación, evalúa la situación actual de tu empresa. Identifica las brechas existentes en tu sistema, y determina qué recursos y capacitación necesitas para cerrarlas.

 

✅ Conforma tu equipo de implementación

 

Reúne a un equipo multidisciplinario de profesionales que se encargarán de liderar el proceso de implementación. Estos expertos deben contar con conocimientos en seguridad alimentaria, así como habilidades en gestión de proyectos y comunicación.

 

✅ Desarrolla el plan de implementación

 

Elabora un plan de implementación detallado que incluya objetivos, responsabilidades, plazos y recursos necesarios.

 

Este plan debe ser realista y adaptarse a las necesidades específicas de tu empresa. Comparte este documento con todo el equipo y asegúrate de que todos comprendan sus responsabilidades y expectativas.

 

✅ Revisa y actualiza la documentación

 

Actualiza tus procedimientos, políticas y manuales existentes para cumplir con los requisitos de la ISO 22000.

 

Asegúrate de que la documentación sea accesible y fácil de entender para todos los empleados. Además, desarrolla un sistema de control de documentos para mantener la información actualizada y disponible.

 

✅ Concientiza al personal

 

La seguridad alimentaria es responsabilidad de todos. Por ello, capacita a tu personal en los principios de la ISO 22000, las buenas prácticas de manufactura y los procedimientos específicos de tu empresa.

 

Fomenta una cultura de seguridad alimentaria y responsabilidad en todos los niveles de la organización.

 

✅ Implementa los programas de prerrequisitos (PPR)

 

Los PPR son la base de un sistema de gestión de la seguridad alimentaria. Establece e implementa programas de prerrequisitos como el control de plagas, la limpieza y desinfección, el mantenimiento de equipos y la capacitación del personal.

 

✅ Realiza el análisis de peligros y puntos críticos de control (HACCP)

 

Lleva a cabo un análisis de peligros para identificar los riesgos y puntos críticos de control en tus procesos de producción. Diseña e implementa un plan HACCP que permita controlar y monitorear estos puntos, y establece acciones correctivas y preventivas cuando sea necesario.

 

✅ Monitorea y verifica

 

Implementa sistemas de monitoreo y verificación que te permitan evaluar la eficacia de tus programas y procedimientos. Realiza auditorías internas y corrige las no conformidades detectadas.

 

La mejora continua es fundamental para mantener y fortalecer tu Sistema de Gestión de la Seguridad Alimentaria.

 

✅ Busca la certificación y mantenimiento de tu sistema

 

Una vez que hayas implementado y ajustado tu sistema, solicita una auditoría externa por parte de un organismo certificador. Si todo está en orden, obtendrás la certificación ISO 22000.

 

Recuerda que mantener la certificación requiere esfuerzo y compromiso continuo.

Ideas para comer en el camino

Dirigir una empresa de alimentos no es tarea fácil, tanto las pequeñas como grandes empresas deben enfrentar desafíos y superar obstáculos de manera constante.

 

Aunque creas que implementar la ISO 22000 es un proceso costoso y complicado, los beneficios de esto valen la pena. Bajo esta norma puedes garantizar la seguridad alimentaria, aumentar la eficiencia de las operaciones y ser una marca competente en el mercado.

 

Recuerda que la ISO 22000 no es exclusiva para las grandes empresas. Tu pequeña empresa también puede y debe obtener la certificación, no sólo para cumplir con los reglamentos, sino para ganarse la confianza y lealtad de sus clientes.

 

Si este post te ha sido de utilidad me gustaría que lo compartas en tus redes sociales.

 

¡Nos vemos en breve!

Talvez te interese leer más sobre:

7 Riesgos en la nueva era de la producción alimentaria

7 Riesgos en la nueva era de la producción alimentaria

La producción alimentaria ha entrado en una nueva era marcada por tecnologías avanzadas, regulaciones más estrictas y una creciente conciencia sobre la seguridad alimentaria.   En este contexto, el análisis de riesgos se vuelve crucial para garantizar la calidad...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *