Cómo garantizar la seguridad alimentaria durante un corte de energía

¿No tienes tiempo para construir los documentos del Sistema de Gestión?

Kit de Certificación ISO 22000:2018

Kit de Certificación ISO 9001:2015

Kit de Certificación ISO 27001:2013

El mejor momento para planificar una emergencia es antes de que suceda. Como industria de alimentos, lo mejor es adelantarse y mantenerse alerta a eventos como incendios forestales, desastres naturales y cortes de energía. Siendo estos últimos los más frecuentes.

 

La ocurrencia de apagones o cortes de energía afectan a muchas organizaciones, y depende de la capacidad de adaptación y respuesta, la  magnitud de los impactos y consecuencias en la inocuidad de los alimentos.

 

Las buenas prácticas de seguridad alimentaria hacen posible proteger al consumidor, controlar las pérdidas financieras y garantizar la continuidad del negocio en medio de estos eventos.

 

Pero, ¿Cómo preparar tu negocio? Hoy aprenderás lo que debes hacer antes, durante y después de un corte de energía para garantizar la seguridad e inocuidad de tus productos.  

 

Empecemos!

 

¿Por qué prepararse ante un corte de energía?

 

Una organización que decide prepararse para afrontar eventos inevitables como cortes de energía, no sólo está siendo estratégica sino también responsable con el consumidor, sus empleados, instalaciones, procesos operativos y obligaciones normativas.

 

Al preparar tu negocio adecuadamente te beneficiarás de muchas formas, entre ellas: 

 

  • Podrás estar tranquilo de que tu organización está preparada no sólo durante un corte de energía sino para otros sucesos similares.

 

  • Fortalecerás la confianza del consumidor al demostrar preocupación e interés por garantizar la inocuidad de los productos, aún en situaciones adversas.

 

  • Obtendrás reconocimiento como negocio preparado.

 

  • Los procesos, operaciones, ventas y suministros no se afectarán en ninguna fase del apagón.

 

  • Asegurarás la continuidad de tu negocio.

 

Cómo prepararse ante un corte de energía

 

Antes

 

  • Identificar los riesgos

 

Tu organización debe identificar las principales áreas críticas y evaluar los posibles riesgos a la seguridad de los alimentos y continuidad del negocio en medio del apagón. Para llevar a cabo este proceso de forma exitosa y no pasar por alto ningún detalle, puedes tener en cuenta aspectos como:

 

  • Los productos que pueden afectarse durante el apagón.

 

  • La funcionabilidad de la organización si el apagón interrumpe el servicio de teléfono, internet o cable.

 

  • La posibilidad de entregar productos durante el apagón.

 

  • La continuidad de las funciones de los empelados sin calefacción, ventilación, aire acondicionado, calentador de agua, ascensores o iluminación.

 

  • Las fallas del sistema de control del ambiente sin electricidad.

 

  • El acceso a las instalaciones y el control de seguridad durante el corte.

 

  • El tiempo de conservación de los alimentos.

 

  • Capacidad económica para tener disponible un generador eléctrico.

 

Hacer un trabajo completo durante la identificación de riesgos es clave para intervenir eficazmente sobre cada uno de ellos y preparar el negocio de acuerdo a su contexto, necesidades e intereses.

 

  • Crear un plan de preparación

 

Con la información del proceso de identificación de riesgos deberás crear un plan de preparación que involucre al personal, las instalaciones, los procesos y productos en actividades de mitigación para garantizar la seguridad alimentaria y la continuidad del negocio.

 

Durante el desarrollo de este plan es importante permitir la participación del proveedor de servicios públicos para que comprenda su papel en la preparación y mitigación antes, durante y después de un apagón.

 

Algunos temas que puedes discutir con tu proveedor pueden ser:

 

  • La pertenencia en el reporte de apagones.

 

  • El responsable y los medios para difundir información durante el evento.

 

  • Los procedimientos para restaurar la energía después de una interrupción.

 

La clave para garantizar la seguridad de los alimentos y la continuidad del negocio es la preparación del personal. Algunas actividades que puedes desarrollar para ello son: 

 

  • Llevar a cabo jornadas de sensibilización. Que el personal comprenda la importancia de saber actuar antes, durante y después de un apagón, es primordial para conservar la inocuidad de los alimentos y evitar exponer el bienestar del consumidor.

 

  • Programar simulacros de preparación. Las simulaciones ayudarán a tus empleados a resolver dudas sobre la forma correcta de manipular, almacenar, distribuir o eliminar alimentos tras un corte de energía. Aprovecha esta excelente herramienta.

 

  • Ejecutar planes de recuperación. Recuperar el ritmo de las operaciones, los procesos y funciones en medio de una caída eléctrica es fundamental para asegurar la calidad e inocuidad de los alimentos, como también la continuidad del negocio.

 

  • Capacitar al personal sobre buenas prácticas de seguridad alimentaria. Centrar las capacitaciones en este tema asegurará que los productos se fabriquen en condiciones sanitarias adecuadas y se disminuyan los riesgos asociados a la producción y distribución, aun cuando hayan fallas eléctricas.

 

  • Evaluar el desempeño del personal durante estos eventos. Conocer las fortalezas y debilidades de los empleados permite adoptar las medidas necesarias para la seguridad alimentaria durante eventos inesperados.

 

También las instalaciones deben ser preparadas y ajustadas a las exigencias de un apagón. Algunas recomendaciones son:

 

  • Áreas de producción: Asegúrate de instalar protectores contra subida de voltaje a todos los equipos importantes. Igualmente mantén preparadas neveras portátiles, hielo seco, paquetes de gel y otros elementos que permitan enfriar los alimentos.

 

  • Pasillos: Se debe instalar iluminación de emergencia, letreros direccionales y señales de salida, procurando darles el debido mantenimiento.

 

  • Escaleras mecánicas: Debes educar al personal sobre los planes de emergencia en caso de apagones, y además disponer de alternativas para trasladar alimentos, equipos e insumos.

 

  • Transporte: Supervisa que se mantenga los tanques de combustibles llenos y las reservas de energía en todos los vehículos.

 

Durante

 

Cuando ocurra el corte de energía es importante que todos en la organización estén notificados del suceso y no lo confundan con un simulacro. Deben iniciar de inmediato a ejecutar el plan de emergencia que han preparado con anterioridad.

 

Algunas recomendaciones a tener en cuenta son:

 

  • Registrar la hora en que se presentó el corte.

 

  • Verificar si el apagón es en todas las áreas.

 

  • Detener el uso de equipos de cocción o calentamiento a base de gas o combustible sólido. Sin la ventilación adecuada, existe un alto riesgo de acumulación de vapores tóxicos que podrían causar graves lesiones e incluso la muerte.

 

  • Verificar que los alimentos en cocción hayan alcanzado la temperatura final apropiada, de lo contrario actuar de acuerdo al protocolo de seguridad alimentaria.

 

  • Mantener los congeladores cerrados para que los alimentos continúen conservándose.

 

  • Proteger los alimentos que requieran refrigeración con hielo seco, gel congelado u otras alternativas preparadas con antelación, asegúrate de hacerlo en las condiciones adecuadas.

 

  • Monitorear y registrar las temperaturas del equipo para la seguridad de los alimentos.

 

  • Evitar utilizar elementos que emitan monóxido de carbono.

 

  • Prevenir el cruce de alimentos para no contaminarlos.

 

Dependiendo del tipo de producto y alimento que procese tu organización, se implementan las medidas correspondientes durante el corte de energía. La necesidad de comunicarse con el cliente para suspender una entrega o reprogramarla, también la determina la capacidad de respuesta, la preparación y continuidad del negocio.  

 

De cualquier forma, los esfuerzos deben estar enfocados en proteger la salud e integridad del consumidor, asegurando en todo momento que los productos sean inocuos y aptos para el consumo humano.

 

Después

 

Una vez reestablecido el servicio de energía es momento de comprobar el estado de los alimentos, equipos y procesos. Algunas recomendaciones que puedes tener en cuenta son:

 

  • Verificar la temperatura interna de todos los alimentos potencialmente peligrosos.

 

  • Decidir eliminar los alimentos perecederos después de 4 horas sin electricidad ni una fuente de frio. También los que presenten color, olor y textura anormal.

 

  • Registrar el tipo y la cantidad de alimentos que se eliminaron, así como el motivo.

 

Si te viste en la necesidad de suspender la producción y entrega de alimentos, es recomendable controlar las siguientes condiciones antes de retomar actividades:

 

  • Que los alimentos inseguros y altamente peligrosos hayan sido eliminados.

 

  • Que el agua potable fría y caliente esté disponible en toda la organización.

 

  • Que los equipos e instalaciones funcionan de forma correcta, incluida la iluminación, refrigeración, conservación del calor, ventilación y sanidad.

 

  • Que los refrigeradores funcione a la temperatura adecuada.

 

  • Que los servicios de gas y electricidad estén restablecidos.

 

  • Que los interruptores de circuito se reestablezcan correctamente según lo necesario.

 

Una vez superado el apagón y la organización esté en marcha nuevamente, es importante evaluar el impacto del evento sobre la seguridad alimentaria, la eficacia de las medidas adoptadas y la oportunidad de mejorar el plan de preparación. Puedes hacerlo al:  

 

Determinar las consecuencias para el negocio en términos de:  

 

  • Afectación a la inocuidad de los alimentos.

 

  • Cantidad de alimentos eliminados.

 

  • Pérdidas en ventas.

 

  • Insatisfacción de los clientes.

 

  • Daño a la reputación e imagen corporativa.

 

  • Incremento de los gastos para resolver el problema.

 

  • Disminución de la preferencia de los clientes.

     

    Adoptar medidas necesarias para mitigar, controlar y superar los impactos:

     

    Después de conocer las consecuencias del apagón sobre la seguridad de los alimentos y la continuidad del negocio, es preciso analizar la necesidad de mantener e implementar nuevas medidas de control. Algunos aspectos que pueden tener en cuenta son:

     

    • El tiempo para mitigar los efectos.

     

    • Los recursos disponibles.  

     

    • Las personas involucradas.

     

     

    A partir de las posibilidades de tu organización puedes idear estrategias para reforzar la seguridad alimentaria de tus productos, atraer la confianza de tus clientes, superar los impactos del incidente y disponer de las herramientas necesarias  para afrontar un nuevo corte de energía sin efectos importantes.

     

    Recuerda que capacitar y supervisar al personal responsable de adoptar los controles de seguridad alimentaria permitirá que se cumplan los objetivos y resultados corporativos previstos.

     

     

    Revisar la eficacia de las medidas implementadas

     

    Con las revisiones periódicas de las acciones adoptadas podrás verificar la eficacia y pertinencia de las mismas. Deberás evaluar el ritmo de recuperación del negocio teniendo en cuenta los impactos identificados tras el corte de energía.

     

    Mantener alerta y preparado al personal

     

    Un equipo de trabajo preparado comete menos errores al momento de un evento imprevisto. Nunca bajes la guardia, continúa preparando a tus empleados e identifica fallas o errores que deban mejorar.

     

    Conclusión

     

    Si estas dentro de la industria de alimentos sabrás que hasta el más mínimo error pone en riesgo la calidad e  inocuidad de los productos. Y que existen riesgos que no pueden ser eliminados por completo, los apagones son uno de ellos.

     

    Entonces, porqué exponer la seguridad del consumidor, la reputación, los intereses y la continuidad del negocio, cuando puedes preparar y equipar a tu organización con herramientas de control que minimizan considerablemente las consecuencias.   

     

    Ahora que ya sabes cómo garantizar la inocuidad de los alimentos, no tienes escusas.

     

    Si este post te ha sido de utilidad me gustaría que lo compartas en tus redes sociales.

     

    Nos vemos en breve!

    Talvez te interese leer más sobre:

    7 Riesgos en la nueva era de la producción alimentaria

    7 Riesgos en la nueva era de la producción alimentaria

    La producción alimentaria ha entrado en una nueva era marcada por tecnologías avanzadas, regulaciones más estrictas y una creciente conciencia sobre la seguridad alimentaria.   En este contexto, el análisis de riesgos se vuelve crucial para garantizar la calidad...

    0 comentarios

    Enviar un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *